El cumple de Mauro

Gloria es la mamá de mi amigo Mauro. Estábamos en su casa de San Martín y mientras yo preparaba el café con leche de la tarde, ella le revisaba los bolsillos de toda la ropa y encontraba billetes de 100 dólares todos mojados y arrugados. Ella protestaba, decía que no sabía por qué su hijo le daba tan poca importancia al dinero. Y yo, en un arranque de locura, decía: “Me los llevo yo, Gloria. Yo sí respeto al dólar”.
Luego se volvía todo muy confuso. Yo salía de la casa pero tenía acceso a unas instantáneas del estilo de las polaroid que la misma vida iba poniendo en el aire. Y estaban todos festejando un cumpleaños. Había torta con glaseado, coca cola y cupcakes de los buenos. Y también estaba mi amiga Soles. Yo me indignaba bastante y reclamaba la invitación al cumple. Mauro en lugar de contestarme se iba al pogo con Zooey Deschanel y juntos me sacaban la lengua.

Otra vez soy estrella invitada de Gossip Girl

Estoy en un lugar increíble de Manhattan. Es la mejor fiesta privada de los últimos 20 años y está todo el mundo invitado. Veo a Madonna, a Graciela Borges, a Keith Moon y a Carlitos Perciavale. Alguien me regala un saco divino de vicuña y tengo que ir a probármelo al baño, que es un baño con ventanales hasta el piso que me permite ver la nevada. Entonces entra mi amiga Soles que ya no es Soles sino Scarlett Johansson y quiere mi saco. Se lo presto por un rato y ella huye con Cristian, el conductor de #SocialShow hacia algún lugar de la pista, a bailar. Yo me indigno un poco pero cuando estoy por irme de ahí aparece Cecilia Horton que ahora es la abogada de Bart Bass, quien al parecer armó la fiesta. Afuera hay muchos gritos: Cristian ya no está con Scarlett Johansson sino con Jennifer Love Hewitt y se arma flor de despelote por eso. Me comentan que también está “el hombre con la cara de Buster Keaton”. Me alegro y quiero ir a saludar pero aparece Flor Ghío (colega y ex compañera de trabajo) trayendo a Serena Van der Woodsen totalmente incosciente por las drogas y me pide ayuda. En el baño hay una bañera gigante y la metemos ahí. Florencia la cachetea y llamamos al 911 que viene representado por Oprah Winfrey. Serena revive y nosotras respiramos aliviadas. Luego de este episodio consigo salir de la fiesta y aparezco en la calle, con ¡Bart Bass! que lejos de estar muerto… habla con Horton sobre una cita que tiene esta misma noche con su mujer Lili. Entonces, aparece Cristian Nobile que ya no es más Cristian Nobile de #SocialShow sino que se ha convertido en Dan Humprey, Chuck Bass y Soles. Y todos comen en un lugar de la 5ta avenida bastante feo, por cierto. Y hay un perro pekinés que es propiedad de los Bass. Luego caminamos rumbo al hotel de la familia, en donde nos espera Lili, que me ofrece un mate cocido en agradecimiento por salvar a Serena. Se la ve guapísima. Me voy al living a jugar al Teg con Chuck pero algo pasa en la cocina. Al parecer Bart tiene una reunión de negocios, Lili enojada trata de suicidarse… y él, de los nervios sufre un ataque al corazón y muere.